richard-mille-wayde-van-niekerk-15465

Wayde Van Niekerk

Campeón olímpico de 400 metros y récord mundial

Paciencia, humildad y dedicación

Wayde van Niekerk es un campeón olímpico de 400 metros sin parangón que ostenta un récord mundial. El atleta sudafricano ha entrado a la carrera en los libros de récords y ha escalado rápidamente hasta los podios más importantes del mundo. Para completar su largo periplo hasta la gloria, ha necesitado armarse de paciencia, humildad y dedicación.

20117011_069

«Corro continuamente contra el tiempo para ser mejor, para evolucionar como atleta. En definitiva, para mí el tiempo equivale a progresión. No hay límites que me frenen. Mientras me encuentre bien físicamente y no pierda la motivación, seguiré corriendo, incluso más rápido».

Wayde Van Niekerk

Correr contra el tiempo

En un principio, Wayde había decidido centrarse en las carreras de 100 y 200 metros para asegurarse de estar siempre al máximo rendimiento. Sin embargo, su entrenadora Anna Sofia le convenció de que debía apostar por los 400 metros. Saltó a la fama en 2014 cuando logró dos medallas de plata en 400 metros, en el Campeonato de África y la carrera de Nueva York de la Diamond League, así como la medalla de oro en los 4 x 100 metros de relevos. En 2015, su título mundial fue el culmen de una temporada en la que resultó invicto en 200 y 400 metros.

undefine

Wayde se unió a la marca como colaborador en 2016 y, en un primer momento, lucía en su muñeca el RM 27-02. Hoy en día, le acompaña el RM 67-02 Automático Sprint específicamente desarrollado para ofrecer un confort absoluto, sofisticación técnica y líneas dinámicas.

JRGW-V3-SERIE-4_1253

«En los relojes de Richard, todos los detalles son importantes, no se deja nada al azar. Lo mismo puede decirse de un deportista como yo, para el que la diferencia entre ganar o perder se mide en microsegundos».

Wayde Van Niekerk

Solo podios

A principios de 2016 participó, después de 5 años, en los 100 metros lisos y completó la carrera en 9,98 s, encumbrándose como el primer velocista con la mejor marca personal por debajo de 10 segundos en los 100 metros, 20 segundos en los 200 metros y 44 segundos en los 400 metros. Ese mes de junio, el todavía invicto atleta volvió a batir un récord en el continente africano y registró la tercera mejor marca mundial en los 300 metros. El año 2016 será recordado por una de sus hazañas más épicas, cruzar la línea de meta de los 400 metros en 43,03 s, 15 centésimas de segundo más rápido que el récord mundial logrado por Michael Johnson en 1999. Además, ostenta el récord mundial de 300 metros desde 2018.

JRGW-SERIE-4_1213-copie